miércoles, 20 de noviembre de 2013

Through Truth 2 - Capitulo - 28

CAP 28
Jorge miro a Martina cuando llego a su casa por ella y mordió su labio inferior, se veía completamente hermosa, tan perfecta. Sonrió como idiota mirándola y ella le sonrió igual.
-bueno hola Jorge.-dijo ella acercándose a él 
-hola mimada.- dijo sin poder hacer ningún comentario sobre lo hermosa que se veía ese día, o quizá para el parecía más hermosa a cada segundo que la miraba, porque a cada segundo, su amor por ella crecía y crecía.
-Engreído. Dime, que planes tienes para hoy?- pregunto ella divertida y Jorge sonrió.
-bueno, siendo que es nuestra primera cita, tenía planeado llevarte a comer y luego al cine.- le dijo el divertido y ella sonrió al recordar que así había sido exactamente su primera cita autentica…
-Bueno, es un buen plan. Nos vamos ya?- preguntó ella con una sonrisa y el asintió.
Subieron al auto y el condujo hasta que llegaron al restaurante al que tenía planeado llevarla, le abrió la puerta para que bajara y ella le sonrió agradecida. Jorge no podía dejar de mirarla y pensar en lo hermosa que se veía…
-Buenas tardes, una mesa para 2.- pidió Jorge con una sonrisa y la joven los llevo hasta una mesa, mirando a Jorge coquetamente.
-Que puedo ofrecerle?- pregunto la chica sonriendo a Jorge insinuadoramente, él la miro y luego miro a Martina y le sonrió.
-Una naranjada para ella- dijo Jorge y Martina lo miró y sonrió.- y una Coca Cola para mi.- termino
La camarera apunto y luego se retiro, completamente decepcionada de la falta de atención de Jorge para ella.
-así que, sabes lo que siempre pido?- pregunto ella divertida y Jorge sonrió.
-Si, siempre pides una naranjada.- le dijo Jorge con seguridad.
-Y entonces, te gusto la camarera? Te miraba como si quisiera violarte.- le dijo ella riendo y Jorge sonrió.
-Y a ti te dieron celos, porque yo atraigo a las mujeres por ser tan guapo.- le dijo Jorge y ella se rio.
-Eres un estúpido. Yo no me pongo celosa.- le dijo ella con seguridad, aunque ni era tan cierto.
-Porque sabes que eres la mujer más hermosa que puede existir?- pregunto el divertido y ella se sonrojo.
-Jorge Blanco, deja de ligar.- le dijo ella con una sonrisa y el suspiro.
-Martina... te ves hermosa hoy, y siempre.- le dijo y ella lo miro a los ojos y se quedaron así por unos segundos.
-gracias Jorge. Tú te ves muy guapo.- dijo ella sonriente.- aunque claro, eso ya lo sabías, eres el chico autoestima.
-JA! Bueno, si quizá algo.- acepto él y ella se rio.
Pidieron su comida y platicaban sin parar, Jorge la hacía reír muchísimo y ella a él y peleaban en broma y se divertían demasiado.
Jorge observaba a Martina- cuando reía y sonreía como estúpido enamorado y cuando ella se daba cuenta, se sonrojaba ligeramente.
Entre pláticas, terminaron su comida, Jorge pago y luego se pusieron de pie y fueron al auto sin dejar de bromear.
-claro, la camarera no dejaba de ligar contigo y coquetearte y tu tan complacido.- dijo ella burlándose.
-oh si, pero que acaso no te diste cuenta de cada idiota que te miraba?- pregunto el regresándole la burla.
-Quizá eran gays y estaban mirándote a ti.- bromeo ella y Jorge se rio.
-Martina! No! Tu enserio estás loca.- le dijo divertido.
-sabes? Enserio la estoy pasando muy bien. Es mejor que intentar aprender a jugar futbol.- dijo ella.
-si bueno, porque eres pésima futbolista amiga mía.- se burlo el y luego la miro con una sonrisa.- pero sin duda, yo también la estoy pasando bien.
-wow, nunca creí que volvería a llegar el momento en que yo te diría esto, pero… me gusta pasar tiempo contigo, aunque seas engreído.- dijo ella riéndose.
-ah si? sigues pensando que lo soy? Uhmm.. y un arrogante?- pregunto el y ella asintió.
-eres engreído y Narcisista, pero… creo que me gusta que seas así, como siempre. Y… bueno, ya no eres un patán. Creo..- le dijo ella y Jorge sonrió.
-Entonces… vuelvo a ser el mismo idiota de siempre?- pregunto divertido y ella sonrio.
-Cuando termine el día, te lo diré. ¿qué tal si en el cine vuelves a ser un patán?- pregunto ella divertida y Jorge sonrió.
-Bueno, prometo no serlo. Pero… que te parece si vamos a una clase de cine diferente?- pregunto el y ella lo miro confundida y sonrió.
-bien. Confío en ti, llévame a donde quieras.- le dijo abierta a sugerencias.
-A donde quiera?
-sin salir del país.- le advirtió y el se rio y asintió. Ya sabía a donde la llevaría

No hay comentarios:

Publicar un comentario